3/2/08

Bar Casa Dani

“Los bares, qué lugares
Tan gratos para conversar.
No hay como el calor
Del amor en un bar.”

Chulo, castizo y gracioso, sin desperdicio en el verso, magro como su autor. El poema habla de futbolines, tragaperras y raciones de oreja, habla de un paseo por la calle Alcalá llegándose a Las Ventas en tarde de feria; quintos y humo, borrachos y estudiantes, de barras que no se ocupan, se conquistan. Como casi todo quisque en España, me he criado en bares llenos de trofeos ganados en sobremesas de mus y fotos futboleras en las paredes.

Ando muy delicado últimamente y no está mal lo de afinar el morro, lo que es malo, creo yo, es que tanta sofisticación me confunda. Es de aprendiz humilde, de pobre o de rico inteligente –y quizá de algunas de estas cosas juntas- el reconocer el trabajo y saber valorar una buena tapa, una cerveza bien tirada y por encima de todo, la simpatía en la barra. Esto también es gastronomía.

Me debatía ayer en estas disquisiciones, cuando caí en el bar Casa Dani, situado en el mercado de La Paz de Madrid al que se entra, entre otros sitios, por la calle Ayala. Su menú a 9 euros es imbatible –hay días donde no se come mejor en todo el barrio- pero eso es objeto de otra discusión, que hoy y aquí venimos a hablar de la estrechez de su barra, de sus platitos de paella, de su magnífica tapa individual de callos, de su oreja a la plancha, de sus chorizos criollos, de los impecables torreznos o de la tortilla que las señoras de la zona encargan para epatar a sus invitados; por la media de albóndigas peregrino. Este bar tiene tres virtudes obvias, producto de primera, el que compran en los puestos aledaños, unas cocineras estupendas –me da en la nariz que entre ellas la matriarca de la familia- y simpatía en la barra. Más de una vez me han levantado la materia prima -todavía les recuerdo lo de la liebre- y la han cocinado con una mano -ese intangible que se hace cuerpo en la mesa-, que sorprende al más pintado.

El localito está empotrado entre los puestos más interesantes del mercado, los platos salen humeantes de la cocina y no queda otra que ganarse la barra a codazos como Gasol se gana la posición en Los Angeles y defender a tu Madrid cuando el camarero, atlético empedernido –gente confundida-, hace la gracia de turno a costa de tus miserias futboleras. No suena el vals de Musetta ni hace falta una corbata, el Marca tiene algunas gotas de grasa pero la contraportada de Valdano se sigue pudiendo leer, mi botellín lleva adheridos unos pegotes de hielo que acaricio con mi dedo índice, deshaciéndolos –son los preliminares- y disfrutando por adelantado de ese placer, sagrado, imprescindible, que es el primer trago de la cerveza helada, el de la una de la tarde. Ponen tapita de las que merecen la pena por la cara.

La cocina calculo que debe andar en los 5 metros cuadrados, de allí salen unas patatas bravas incomensurables, calamares y pescadito frito con la harina justa, casquería de primera, sepias a la plancha adictivas y unas albóndigas que harían la delicia del más glotón. Este bar es de una especie que se acaba en favor de locales de falsos pinchos –falsos porque imitan y no consiguen- que no son ni un milímetro mejores, de franquicias aburridas; el percal se degrada a velocidad de vértigo.

Y aprovechando que paso por aquí y que dan los Goya en breve, utilizaré este atril para decir que antes de que el gran tsunami se me lleve, de que el cambio climático nos ahogue, de que se acabe el pescado salvaje o de que llegue la Cuaresma eterna –el peor de los castigos-, le agradezco a cada camarero que me ha servido un quinto helado de Mahou –hordas, miles, ejércitos-, su esfuerzo y dedicación, incluso aunque me haya obsequiado con el torrezno o la chacina más momificada, cosa que por desgracia, en Madrid ha sucedido demasiado a menudo y ocurre cada vez con más frecuencia.

“Pollo, otro bollo, no me tenga que levantar.
No hay como el calor del amor en un bar.”.


Pues eso.

Nota: Dedicado a Encantadisimo, una referencia y el mejor ejemplo de hasta dónde se puede llegar en un blog gastronómico.

419 comentarios:

«El más antiguo   ‹Más antiguo   401 – 419 de 419
Ligasalsas dijo...

Esa es abismal.

Yo con la trufa empezaría por pedir que los restaurantes "cantaran" cuando es de conserva o que dijeran qué tipo de trufa van a usar.

César de El Antojo, en uno de los platos del menú de degustación, salió expresamente a decirme que no tenía mellanosporum y a decirme que iba a usar indicum por una cuestión estética. Eso le honra.

kalakahua dijo...

Por cierto, lo de la calle Ponzano no tiene nombre, con el nuevo Sushi Bar en el 99 y el nuevo Sudestada en el 85. Mira que no tenían locales en Madrid.

Ligasalsas dijo...

Espero que le quiten el sanbenito de los humos en el nuevo local. A Sudestada digo.

Anónimo dijo...

A ver el cuestionario:

Holden

1.Relaciones entre John Lennon y una ex de Allen. Lo único que se me ocurre es que Lennon fue asesinado en el edificio Dakota, donde se rodó (empleo el sistema de traducción simultanea patentado por Kalakahua) Rosemary’s (La semilla) baby (del diablo). Del niño ni idea.
2. No le vendería un seguro de vida a Natalie Word.
3. Chupada: A quemarropa. No sé como se llama en inglés.
4.Chupada: El beso de la muerte. Se reía el cabrito mientras la empujaba.
5. No sé quién es Rodney King, ¿un promotor de boxeo que organizaba los combates de Cassius Clay?

Holden, no prometas cosas que sabes que no vas a cumplir.

Sergio: Una de Louis de Founes, creo que se llamaba Pata o pechuga.

Kalakahua: No sé. Y no miramos en Google salvo cuando hacemos trampas.

Weirdo: Broadway Danny Rose: ¿puedo introducir un concepto en esta coyuntura?

Ligasalsas: Tomates verdes fritos

Pregunta ¿quién soy?

Ligasalsas dijo...

¿Pumares? :).

A mí tomates verdes fritos me pareció un poco moñas y para que me lo parezca a mí...

kalakahua dijo...

Pues hay más relaciones entre Mia Farrow y John Lennon. Se conocieron ambos en la India, porque estaban los Beatles cuando ella fue. Además estaban con la hermana de Mia, imaginamos que algo de sexo habría, porque John Lennon le dedicó a la hermana la canción Dear Prudence (Farrow). Y nadie dedica una canción a nadie si no hay sexo. De hecho le dedicó Sexi sadie al pájaro del Maharish que estaba con ellos que se tiraba a todo lo que se movía.

El sumun de la traduccíón es la película Ice Princess. Yo diría que casi insuperable. Título en español "Soñando, soñando... triunfé patinando"

Rodney King es al negro o afroamericano que la policía dio una paliza en L.A., pero no se me ocurre ninguna frase.

Has dado una pista básica con eso de Natalie Word. Eres emiliano?

Ligasalsas dijo...

Y volviendo al albariño el Pazo San Mauro no me ha convencido ni un poquito. Demasiado liviano en boca, un pajarillo, un suspiro, un poco Robinho.

Ligasalsas dijo...

Anda, ¿Emiliano es Pumares?

kalakahua dijo...

Yo últimamente tengo pánico a los cambios de local por ampliación de negocio. El día menos pensado me romperán las piernas por pensar de este modo.

Ligasalsas dijo...

Yo a los cambios, desde lo de Zaranda, que se une a lo de La Broche.

kalakahua dijo...

Yo creo que hay algo de esotérico en esto del local. Como aquello que decían los indios de que las fotos robaban el alma del retratado. Los locales se hacen con el alma de la cocina y no hay forma de reproducir esa magia en otro lugar. Hay que plantearle esto a Iker Jiménez y que se vaya a alguna cocina a hacer psicofonías. Cómo añoro a Jiménez del Oso.

Ligasalsas dijo...

En la estupenda página web que será la de Arola cuando solucione algunos problemillas que le quedan colgando, aparece una declaración de intenciones que es como un martillo pilón.

"Sergi Arola-Gastro", es el fruto de nuestras aspiraciones profesionales, es la herramienta con la que pretendemos, de una parte transmitir a lo largo de un menú de degustación la complejidad del mundo sensorial que sentimos y en el que creemos, y de otra, mas allá de modas o tendencias estéticas, recuperar la calidez y las texturas, de ese trato de "Bistrot" ilustrado, que tanto añoramos de nuestra primera etapa en Doctor Fleming"

Esto significa al menos una cosa:

1) En el Miguel Angel habían perdido ese neobistrotismo tan de moda últimamente.

"Poet in process" paréceme una preciosidad.

jesús melitón dijo...

Os echaríais a llorar si viéseis los tomates que se comen los gorrinos del pueblo de mis suegros...

Lo de Arola tiene una pinta estupenda. Los primeros que acudan, que vayan contando.

Ligasalsas dijo...

Emiliano, que es un señor sabio donde los haya, ya nos lo adelantaba el otro día, el Clavis es un gran vino.

emiliano dijo...

Si nadie le dedica a nadie una canción si no ha habido sexo, me horroriza pensar lo que pudo haber pasado entre Franco y Victor Manuel o entre Enrique, Ana y el osito panda.

¿Natalie Word?, ¡qué barbaridad!, yo me quería referir a Natalie Excel.

Weirdo dijo...

Ligasalsas, en Hisop se intercambiaban platos realmente estupendos con platos sin el menor interés como el foie con anguila ahumada y helado de lichi. La comida en general fue bastante satisfactoria. Te copio el comentario del pasado martes 30 de enero:

Comida en Hisop:

Para empezar, dos muy buenos aperitivos: grandes y sabrosos berberechos al vapor con aire de vainilla y bacalao confitado con bombón cubierto de escudella y relleno de horchata de setas.
Continué con un plato insípido y que no me gustó nada: Foie con helado de lichi, anguila caramelizada y ensalada de uva. Aparte de que la calidad del foie no era la mejor, el plato en sí no sabía a nada.
Merluza con trufa, trompetas de la muerte, caldo de setas y de la propia trufa y helado de mantequilla. Impresionante tanto por la calidad del pescado como por el perfecto punto del mismo, un plato de diez.
Ciervo con caldo de cacao, con una salsa de mandarina y zanahoria y brotes de col que me gustaron incluso más que el ciervo. También me gustó mucho.
De postre, Chocolate con ruibarbo y sechuan que me dejó bastante indiferente.
Tabla de quesos impresionante, de lo mejor del menú: Tous dels Tillers de Sort, Formatge del Carrat de Borredà, Idiazabal ahumado (el peor de todos, muy seco), Mimollette de Holanda, Peralzola asturiano, Toupi de Sort y La Fada dels Prats (el mejor).
No conocía ninguno de los aceites, ambos muy originales: monovarietal de Koroneiki de Olis Solé del Mont-Roig y Sotaroni de Alcoy (Arbequina).
Petit fours muy arriesgados y en mi opinión desacertados: Aceitunas, gin tonic sin alcohol y otro que no recuerdo bien pero llevaba coco.
Panes muy buenos de cebolla, blanco y aceitunas negras de la empresa Triticum que, por cierto, hizo una presentación en Madrid Fusión.
Para beber, una copa de cava Oriol Rossell Brut Rosado, una botella de Trimbach Gewürztraminer “Cuvee des Seigners de Ribeaupierre” 2002 de la Alsacia y una copa de Tokaji Chateau Dereszla 3 Puttonyos.
Con café y agua, 110 euros.

Muy buen menú en líneas generales pero con unas tremendas irregularidades.


Se me ocurre un cambio en el menú de Emiliano, en lugar del Payoyo de oveja, metemos un queso que acabo de descubrir y también de Villaluenga del Rosario: Oliva, cubierto por manteca de cerdo, leche cruda de oveja y realmente suave y sorprendente, no puedes parar de comerlo. Sólo se elaboran 800 quesos de 2 kilos cada año.
Eso sí, a 48,50 euros el kilo.





Ligasalsas, en Hisop se intercambiaban platos realmente estupendos con platos sin el menor interés como el foie con anguila ahumada y helado de lichi. La comida en general fue bastante satisfactoria. Te copio el comentario del pasado martes 30 de enero:

Comida en Hisop:

Para empezar, dos muy buenos aperitivos: grandes y sabrosos berberechos al vapor con aire de vainilla y bacalao confitado con bombón cubierto de escudella y relleno de horchata de setas.
Continué con un plato insípido y que no me gustó nada: Foie con helado de lichi, anguila caramelizada y ensalada de uva. Aparte de que la calidad del foie no era la mejor, el plato en sí no sabía a nada.
Merluza con trufa, trompetas de la muerte, caldo de setas y de la propia trufa y helado de mantequilla. Impresionante tanto por la calidad del pescado como por el perfecto punto del mismo, un plato de diez.
Ciervo con caldo de cacao, con una salsa de mandarina y zanahoria y brotes de col que me gustaron incluso más que el ciervo. También me gustó mucho.
De postre, Chocolate con ruibarbo y sechuan que me dejó bastante indiferente.
Tabla de quesos impresionante, de lo mejor del menú: Tous dels Tillers de Sort, Formatge del Carrat de Borredà, Idiazabal ahumado (el peor de todos, muy seco), Mimollette de Holanda, Peralzola asturiano, Toupi de Sort y La Fada dels Prats (el mejor).
No conocía ninguno de los aceites, ambos muy originales: monovarietal de Koroneiki de Olis Solé del Mont-Roig y Sotaroni de Alcoy (Arbequina).
Petit fours muy arriesgados y en mi opinión desacertados: Aceitunas, gin tonic sin alcohol y otro que no recuerdo bien pero llevaba coco.
Panes muy buenos de cebolla, blanco y aceitunas negras de la empresa Triticum que, por cierto, hizo una presentación en Madrid Fusión.
Para beber, una copa de cava Oriol Rossell Brut Rosado, una botella de Trimbach Gewürztraminer “Cuvee des Seigners de Ribeaupierre” 2002 de la Alsacia y una copa de Tokaji Chateau Dereszla 3 Puttonyos.
Con café y agua, 110 euros.

Muy buen menú en líneas generales pero con unas tremendas irregularidades.


Se me ocurre un cambio en el menú de Emiliano, en lugar del Payoyo de oveja, metemos un queso que acabo de descubrir y también de Villaluenga del Rosario: Oliva, cubierto por manteca de cerdo, leche cruda de oveja y realmente suave y sorprendente, no puedes parar de comerlo. Sólo se elaboran 800 quesos de 2 kilos cada año.
Eso sí, a 48,50 euros el kilo.


Emilano, ¿Cuál es la coyuntura de Broadway Danny Rose?

Weirdo dijo...

... a 48,50 euros el queso (I mean)

Ligasalsas dijo...

Niu post: Sobre sumilleres.

Gracias Weirdo, suena lo suficientemente convincnete como para que no me arrepienta de mi recomendación. Los berberechos con aire de vainilla creo que ya los poníanelaño pasado y estaba muy buenos

Ligasalsas dijo...

Si pasó algo entre el osito Panda y Ana, yo, quiero saberlo.

Ella era mi ídola cuando era pequeñito.

«El más antiguo ‹Más antiguo   401 – 419 de 419   Más reciente› El más reciente»